Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 19 de septiembre de 2011

Series: Emmys 2011


Bueno, pues ya han sido entregados los premios Emmys 2011 y si tengo que alegrarme por alguno, es sin duda por The Big Bang Theory y Juego de Tronos, dos series de las que he hablado varias veces en el blog.
Jim Parsons se llevó el premio al mejor protagonista en comedia dando vida a Sheldon Cooper, y fue otra vez todo un Zas! en toda la boca (Bazinga! para los que lo ven en versión original) para aquellos que se quejan de que su personaje es repetitivo. Sin duda, Sheldon es lo mejor de la serie y que sus gestos, vocabulario o juegos (Piedra, papel, tijera, lagarto o Spock) se hayan convertido en algo cotidiano en nuestras vidas significa que sno sólo los guionistas son geniales, sino que el actor nos ha calado, y bien, a todos los seguidores de la serie.



Peter Dinklage se llevó el premio al mejor actor de reparto, que es la genial Juego de Tronos (que de paso se llevó el premio a la mejor entradilla). Quitando el hecho de que el personaje de Tyrion siempre me ha parecido el mejor de toda la saga, tengo que decir que Dinklage es más conocido por interpretar papeles en películas cómicas que no destacan mucho, por lo que su magnifica adaptación de Tyrion Lannister llamó la atención. Era su primera nominación, y competía con actores del calibre de John Slattery (Mad Men) y Alan Cumming (The Good Wife).


De Mad Men también he hablado en el blog y ya que nos toca esperar hasta el 2012 para continuar con la nueva temporada, al menos nos alegramos de que se haya llevado el premio a la mejor serie dramática y así alcanza el record de El ala oeste de la Casa Blanca, que había llegado a ganar cuatro años consecutivos.


Y ahora, el listado con el resto de ganadores:

Mejor Actriz en una Serie de Comedia:
Melissa McCarthy as Molly Flynn -Mike & Molly

Mejor Actor Principal en una Serie de Comedia:
Jim Parsons as Sheldon Cooper -The Big Bang Theory

Mejor Actriz de Reparto en una Serie de Comedia:
Julie Bowen as Claire Dunphy – Modern Family

Mejor Actor de Reparto en una Serie de Comedia:
Ty Burrell as Phil Dunphy -Modern Family

Mejor Serie de comedia:
Modern Family – ABC

Mejor Actriz Principal en una Serie Dramática:
Julianna Margulies as Alicia Florrick -The Good Wife

Mejor Actor Principal en una Serie Dramática:
Kyle Chandler as Coach Eric Taylor – Friday Night Lights

Mejor Actriz de Reparto en una Serie Dramática:
Margo Martindale as Mags Bennett -Justified

Mejor Actor de Reparto en una Serie Dramática:
Peter Dinklage as Tyrion Lannister – Game Of Thrones

Mejor Serie Dramática:
Mad Men – AMC


Mejor Actriz Principal en una Miniserie o Película:
Kate Winslet as Mildred Pierce – Mildred Pierce

Mejor Actor Principal en una Miniserie o Película:
Barry Pepper as Bobby Kennedy -The Kennedys

Mejor Actor de Reparto en Miniserie o Película:
Guy Pearce as Monty Beragon – Mildred Pierce

Mejor Actriz de reparto en una miniserie o una película:
Maggie Smith as Dowager Countess of Grantham/ Violet -Downton Abbey (Masterpiece)

Mejor Miniserie o Película:
Downton Abbey (Masterpiece) -PBS

Variedades, Música o Comedia de la serie:
The Daily Show With Jon Stewart – Comedy Central

Realidad – Programa de Competencia:
The Amazing Race – CBS

Mejor Anfitrión de un programa de realidad o realidad-competencia:
Jeff Probst as Host – Survivor

viernes, 16 de septiembre de 2011

Un pasito hacia delante, ocho pasitos hacia atrás

Quizá haya sido un sueño. Simplemente, un espejismo, aunque juraría que tus ojos me volvieron a mirar brillantes. Tal vez me equivoqué o equivoqué el aire, pero después del silencio a través del tiempo, del vacío instalado en mi vida, de ver que gritaba inútilmente, he decidido volver a reorganizar mi cuerpo y colocar cada órgano en su sitio, bajar el ritmo cardiaco a un proceso de hibernación, recolocar la cabeza con todas esas ideas que pululaban por ahí y alimentaban sueños (estúpidas ellas) y tatuarme esta frase a fuego, porque es cierta,

“Tú ya no me quieres”.

martes, 13 de septiembre de 2011

Festival Republic en Leeds 26-28 agosto 2011, II: Panic! at the Disco, Elbow y Muse

El viernes fue el primer día que nos acercamos al festival, aunque ya había gente desde el día anterior preparando las acampadas. Solo una vez allí supimos los horarios y este hecho y que tuviéramos que aparcar tan lejos y nos costara tanto llegar por el barro, como ya conté en la otra ENTRADA, hicieron que llegáramos justo para escuchar a Panic! At The Disco, que estaban en una carpa a la entrada del recinto interior, en la llamada NME/Radio 1.
La carpa estaba llena así que practicamente lo escuchamos casi fuera, lo justo para disfrutar de la música y conseguir no mojarse con la constante lluvia.
La verdad es que conocía al grupo sólo por el nombre y porque se supone que lo relacionan(¿?)con My Chemical Romance y me sorprendió gratamente.
La música es divertida y a pesar de que parecía que al público, al menos los más lejanos al escenario, los que nos rodeaban a nosotras, estaban allí más para guarecerse que para escucharles, esto cambiaba cuando tocaban los grandes hots de la banda La balada de Mona Lisa y Ready to go donde los ingleses coreaban y bailaban sin parar. Ellos ya habían estado en Reading hacía cinco años, y en esa ocasión le tiraron un botellazo que le dio al cantante y le dejó inconsciente por un breve tiempo. Esta vez, las cosas fueron a mejor, pese a que varios de los componentes iniciales ya no estaban en la banda, sólo quedan Brendon Urie (voz principal, guitarra, piano), y Spencer Smith en la batería.


Comenzaron ya con una canción que les daba confianza, con energía, con todos bailando y con su extravangancia ya conocida "Ready to Go (Get Me Out of My Mind)"

bailamos tres canciones de su nuevo (ya tercer) álbum de estudio, Vices & Virtues, incluyendo el exuberante primer single "The Ballad of Mona Lisa"

y una versión de 'Hurricane', los cuales juegan a ser un himno del dúo regresando a su optimismo, al barroco con influencia melodía y la magia.
Viejas canciones pop con influencias de la banda como "But It's Better If You Do","Camisado" y "The Only Difference Between Martyrdom And Suicide Is Press Coverage" todavía tuvieron un lugar especial. También hubo una salida en solitario con una edición estilo "karaoke" de "Nine in the Afternoon".

Sus zapatos de baile lo enviaban de un lado a otro del escenario y tocaba el teclado asombrosamente y con toda esa ebergía que les ha proporcionado el nuevo disco, sobreponiéndose así a la salida de Ryan Ross.
Lo que hasta ahora había sido una revelación sorprendente, se convirtió casi en histeria en el momento en el que Urie anuncia "la siguiente canción ha sido el timbre de mi madre desde hace seis años. Ella es la única que no se aburrió de él". Una vez que "I Write Sins Not Tragedias" resuena, la reacción fue ensordecedora, un grito que debió hacer que se retractara de sus palabras, con la gente casi al borde de la histeria.

Después, terminó con otra nueva (aunque un poco lenta) la pista Nearly Witches (Ever Since We Met …)"



¿Lo malo? Fue corto y estaba programado al mismo tiempo que Interpol, al que sólo pudimos oir a lo lejos mientras cambiábamos de escenario. From above y Pete Doherty fueron las otras dos bajas del viernes, ahí nos dimos cuenta que sería imposible seguirlos a todos como esperábamos, así que nos tuvimos que conformar con dar paso a Elbow y a Muse.
PANIC AT THE DISCO
1.Ready To Go
2.But It's Better If You Do
3.Mona Lisa
4.Camisado
5.Hurricane
6.The Only Difference Between Matyrdom and Suicide is Press Coverage
7.Kill Tonight
8.Nine In The Afternoon
9.Time To Dance
10.I Write Sins Not Tragedies
11.Nearly Witches

Elbow dio un concierto en un escenario lleno de gente que no es la que usualmente sigue a este grupo, pero aún así, pronto nos tuvo a todos metidos en el bolsillo. Guy Garvey es un director de orquesta con un vaso en la mano.

No sólo supo dirigir a sus músicos, incluido el cuarteto de cuerda que llevaban

sino que entre canción y canción, contaba alguna anécdota o hacía algún chiste (como llamar a los miembros de seguridad "un precioso grupo de baile naranja"), cantó el cumpleaños feliz a uno de sus violinistas que cumplía años el viernes, enseñaba a cantar los coros de Grounds for Divorce para que luego los hiciéramos nosotros, o la respuesta silbada en Lippy Kids, canción que comentó haber escrito hacía tiempo pero que parecía muy a propósito de las revueltas y el descontento general. Otras canciones que incluyeron en su setlist fueron One Day Like This, precioso himno que nadie se resistió a cantar

The Birds, que abrió su actuación y nos cautivó a todos; Mirrorball, The Loneliness of a Tower Crane Driver, Forget Myself, Open Arms, y tuvieron un final apoteósico con unos muñecos de aire que bailaban mientras Elbow nos decían adios y presentaban a Muse como unos viejos amigos con los que habían debutado en el festival de Leeds a principios de la década del 2000 cuando ambas bandas empezaban.
Guy hizo comentarios como: “Es fantástico estar tocando antes de Muse.”, “En primer lugar a ellos los conocimos cuando tocaron en el Roadhouse [en Manchester]. No teníamos un contrato de grabación en ese momento. Ellos tampoco” y “Yo hice café para ellos y les dí de comer.”


ELBOW
1. The Birds
2. The Bones of You
3. Mirrorball
4. Neat Little Rows
5. Grounds for Divorce
6. The Loneliness of a Tower Crane Driver
7. Lippy Kids
8. Open Arms
9. One Day Like This

El plato fuerte fue Muse, actuando ante 50.000 personas.

El grupo cuenta en su equipo con Tom Kirk, quien se encarga de todas las producciones de la banda, quien dice lo que se podrá ver a través de las pantallas y cómo, y esta vez con un sistema especialmente diseñado para Reading y Leeds basado en las ilustraciones del álbum Origin Of Symmetry y que contó con cuatro grandes tenedores arqueados sobre el escenario. Tampoco faltaron lasers, robots, aliens volando sobre Londres o pequeños hombrecillos verdes.

El cantante, Matt Bellamy dijo "Estamos celebrando diez años desde que salió Origins Of Symmetry. Gracias por aguantar todo esto" y "Ha sido un disco del que siempre han hablado nuestros seguidores como uno de sus favoritos, si no el que más. Así que queríamos tocarlo en directo para conmemorar los diez años desde que salió a la venta". Y así es como lo hicieron, incluyendo el mismo orden.
Tras una increíble introducción de más de minuto y medio de luces y sirenas a cargo de Tom Waits con (What’s He Building?), grabación que ambientaba unas proyecciones del propio Kirk basadas en las teorias conspiranoicas sobre los medios de comunicación, los gobiernos y el control mental, comenzó a sonar el piano de New Born detrás de unas cortinas y se vio la silueta de Bellamy que empezó a cantar. Entonces cayó el telón y se pudo ver las antenas que decoraban la portada del segundo disco repartidas por todo el escenario y a los tres músicos tocando entre ellas.

De New Born pasamos a la energética Bliss y de ésta a Space Dementia. Hyper Music fue la siguiente, con Chris cantando él solo los estribillos mientras Matt se subía con su guitarra a hacerle compañía a Dom. Detrás, Plug In Baby que fue compuesta bajo los efectos de las setas según admitió Bellamy.

Citizen Erased dio paso a la increíble Micro Cuts, cantada entera en falsetto. Detrás vino Screenager y dicen que las percusiones de esta canción en el disco están realizadas con huesos humanos en lugar de baquetas, cosa que Dom ha negado siempre (eran de pollo). No hubo huesos en el concierto, pero sí mejoró mucho con respecto al disco.

La siguiente canción fue Darkshines, un subidón templado después con la positiva Feeling Good que todo el mundo cantó. La parte dedicada al Origin finalizó con la etérea Megalomanía y su órgano eclesiástico a cargo de Morgan Nicholls.

La segunda parte del concierto de Muse (cuando por fin la lluvia paró porque la primera hora estuvo todo el rato presente, como ya les ocurrió en el 2006) iba con el aviso de que estaba dirigido un poco hacia los no tan fans de la banda, por ello iniciaron esta segunda entrega con la incendiaria Uprising exagerando el riff final, como es habitual, para dar paso a la hiperfamosa Supermassive Black Hole, después Hysteria, a la que añadieron riffs de canciones de otras bandas, Sweet Chile O’Mine de Guns’n’Roses y Back in Black de AC/DC.
A Stockholm Syndrome también le tocó su tanda de riffs, esta vez de Nirvana: Negative Creep y Endless Nameless (outro).

Matt entonces abandonó el escenario para dejar todo el protagonismo a un duo batería-bajo llamado MK Jam o Helsinki Jam, invención de la banda que es la introducción ya clásica a Undisclosed Desires, con Matt de vuelta al escenario con la Keytar en sus manos.

Tras Undisclosed vinieron Resistance y Starlight con sus ya famosas palmas que en código morse se traducen como “tits”.

que al finalizar dieron paso a una de mis canciones preferidas, Time Is Running Out, tras la que Matt siempre hace un guiño al público marcándose el inicio de The House Of The Rising Sun en la versión de The Animals dejando al público que sea él quien la cante. Además, cuando acabó nos regaló un riff de Jimi Hendrix: Power To Love, antes de estrellar la guitarra contra la batería y abandonar el escenario.

Faltaba el final y después de desincrustar la guitarra de entre los tambores, salió Chris a interpretar Man With Harmónica de Ennio Morricone, y a su armónica se añadieron la guitarra de Matt y la batería de Dom. Man With… es desde hace dos años la intro natural de Knights of Cydonia, que fue el colofón al concierto mientras se terminaba la noche con fuegos artificiales.

MUSE

1. Origin of Symmetry
2. What's He Building? (canción de Tom Waits)
3. New Born
4. Bliss (synth intro, extended outro)
5. Space Dementia (primera actuación en directo desde 2008)
6. Hyper Music (primera actuación en directo desde 2003)
7. Plug In Baby
8. Citizen Erased
9. Micro Cuts (primera actuación en directo desde 2007)
10. Screenager (primera actuación en directo desde 2002)
11. Darkshines (primera actuación en directo desde 2001)
12. Feeling Good (Leslie Bricusse & Anthony Newley cover)
13. Megalomania
Encore:
14. Stadium Siren/We Are The Universe Intro
15. Uprising (riff version)
16. Supermassive Black Hole
17. Hysteria (Interlude intro, Back in Black outro)
18. Time Is Running Out (House of the Rising Sun intro)
19. Helsinki Jam
20. Undisclosed Desires
21. Resistance
22. Starlight
23. Stockholm Syndrome (+ Township Rebellion & Endless Nameless riffs)
Encore 2:
24. Knights of Cydonia (Man With a Harmonica intro)

lunes, 12 de septiembre de 2011

Diálogo entre amigas V


-¿Le viste?
-Sí, sí le vi, quedamos para que me devolviera un libro de mitología que le dejé. Chica, qué fracaso, casi mejor ni hubiera ido.
-¿Y eso?
-Fue... extraño como mínimo, había un ambiente raro, no nos miramos a los ojos y terminé resoplando cuando salí de allí y le perdí de vista. Se notaba que se había arrepentido de habernos citado. Un pasar página en toda regla, vaya.
-Bueno, al menos os mandaréis algún mensaje.
-Uy, no- dijo negando con la cabeza mientras dejaba la copa sobre la repisa de la ventana.- Nada, no ha dado señales de vida, se ha olvidado de mí con todas las consecuencias.
-Pues mándaselo tú a ver qué tal le va el traslado, ¿no?
-Intenté contactar con él una vez pero no obtuve respuesta. Y la verdad, si piensa que voy a estar detrás de él, está soñando.
-Quizá le sobrepasó todo... porque no tiene ni pies ni cabeza después de todo lo que te dijo y cómo os comportábais juntos.
-Quizá... pero creo que se portó fatal. ¡Y yo que cuando le conocí pensé que era diferente y que seríamos amigos! Al final, fue un cobarde como todos. ¿Y encima sabes qué? ¿te acuerdas de la chica que era novia o exnovia o algo así? Creo que tampoco se habla con ella ya.
Su amiga se acercó y le rellenó la copa.
-Bueno, eso dice mucho de él, desde luego.- dijo- Él se lo pierde, sin duda. Al menos, siempre nos quedará el Azpilicueta.

martes, 6 de septiembre de 2011

Festival Republic en Leeds 26-28 agosto 2011


Como ya comenté, había decidido ir al festival de Leeds que se hacía del 26 al 28 de agosto en dicha ciudad, así que hasta allí nos dirigimos mi eterna compañera de conciertos Ángela y yo.


Para empezar comenzaré diciendo que puede que a muchos les suene este festival que se celebra en Bramham Park porque por lo visto es al que acuden muchas famosas inglesas que luego aparecen en revistas del corazón. Yo, personalmente, no tenía ni idea de su existencia, pero al buscar conciertos me di de bruces con él y este año era el año perfecto ya que los cabezas de cartel eran mis grupos preferidos: Muse, 30 Seconds to Mars, My Chemical Romance, the Strokes y Pulp.
Y es que resulta que el Festival Republic, que es como realmente se llama, se celebra en Leeds y en Reading el mismo fin de semana y actúan los mismos grupos cambiando simplemente el día para que puedas elegir entre uno y otro, con los mismos precios, por supuesto. Eso sí, sobre las actuaciones, hubo pequeñas variaciones que comentaré en las entradas dedicadas a ello.

El festival se lleva celebrando más de veinte años y por él han pasado artistas de la altura de Nirvana (de la que hicieron una retrospectiva en una de las carpas), Guns and Roses, Smashing Pumpkins, Metallica o Suede.
Tanto tiempo organizándolo se nota en lo perfecto que tienen habilitado todo y lo que más nos impactó, cómo trabajaron para que llegar y marcharse estuviera bien planificado, con carteles por todas partes y personas apostadas en cada intersección para que nadie pudiera confundirse y/o perderse. Desde la carretera ya iban avisando a todos los conductores, a los que acudían sobre cuál era la salida más apropiada para llegar y los que no acudían para que no se topara con los centenares de coches que saldríamos a la misma hora. Un diez en cuanto a organización.

Los campings estaban divididos en colores para que cada uno pudiera identificar el suyo, limitados por bombillas de colores del mismo color que el nombre del camping. Había: brown, green, purple, blue, red y orange, y es que el recinto tiene capacidad para 70.000 personas. Es más, desde el parking al que debíamos dejar el coche hasta el recinto con el escenario principal se tardaba alrededor de cuarenta minutos, muchos de los cuales de utilizaban en ir andando lento para no resbalar y caer al barro que todo lo cubría.

Porque si se busca otra característica de este festival es que siempre llueve. La gente de allí nos confirmó que sólo no lo hizo el año pasado. El suelo, en terreno rural, era un barro que muchas veces engullía el calzado menos apropiado para este tipo de eventos. Creedme, si vais a acudir, llevaos la botas de agua, ni siquiera penséis en calzado deportivo, volveréis llenos de barro hasta la rodillas como mínimo.

La suerte fue que aunque nos llovió el primer día incluyendo la primera hora del concierto final del viernes, el sábado y el domingo la lluvia fue intermitente y desaparecía por la noche, así que el último día ya fue incluso posible andar con cierta normalidad. Eso sí, el frío hizo acto de presencia y aunque uno se lleve jerséis, debería acoplar también una cazadora para que no le pase como a nosotras y tenga que comprarse ropa allí, incluyendo gorros de lana. Para el que sea más atrevido, había gorros de animales que prácticamente todo el mundo se compraba y que hasta lució Shannon Leto al final de la actuación de su grupo, 30 Seconds to Mars.


Dentro del recinto con los escenarios también ponen atracciones como norias, coches de choque y alguna que otra experiencia no recomendable para los que sufran de vértigo o hayan comido recientemente (o bebido en exceso). Y hablando de comida y bebida, había un montón de puestos (también dentro del recinto, pero algunos incluso fuera de este) donde elegir qué comer, eso sí, siempre entre comida rápida, por supuesto: pizza, hamburguesas, burritos, fideos… y también varios de bebidas, aunque ha decir verdad, nos sorprendió (de nuevo gratamente) que no nos encontráramos tantos borrachos como en un principio uno se supondría que habría por estos lares, pero la gente, y éramos muchos, estaba muy comedida en ese aspecto. Nosotras ni lo intentamos, teníamos más frío que otra cosa y lo que más bebimos fue coca cola zero y café.

Algunos de los puestos vendían merchandise oficial del festival y de los grupos y posters del cartel, pero los precios eran bastante caros.
Y hablando del cartel, comentaré que aunque había muchísimos grupos que también me gustaban a parte de los que ya mencioné (o bien que quería escuchar) era prácticamente imposible verlos ya que muchas veces se solapaban (aparte del escenario principal, había otros cinco, Alternative Stage, donde vimos el viernes lo de Nirvana que os comentaba, por ejemplo; BBC Introducing Stage para dar a conocer a nuevas promesas musicales; Festival Republic Stage, aquí estuvo Pete Doherty pero no le pudimos ver, no dio tiempo; Lock up Stage y NME/Radio 1 Stage, que era como el segundo más importante, aquí vimos a Panic! at the disco y actuaban también Death from above 1979 o donde hubiera actuado Jane’s addiction si no hubieran tenido que cancelarlo.
Y respecto a algún detalle más, decir que eran tantos grupos que si querías enterarte de todos los horarios tenías que pagar cinco libras por una especie de horarios y lugares todo perfectamente plastificado y que se colgaba al cuello.

Nos llamó la atención que comenzaran a tocar tan pronto, a la una del mediodía, y que el grupo que actuara el último empezara a las nueve, sabiendo además que a las once se habría terminado casi todo.

jueves, 1 de septiembre de 2011

Titanic (III)

“Construimos un buque para que fuera capaz de flotar. No lo construimos para que fuera capaz de chocar contra un iceberg o un acantilado. Desafortunadamente esto último fue exactamente lo que sucedió”. Alexander Carlisle, uno de los directores de los astilleros Harland & Wolff ante el Comisionado Inglés de Naufragios.

Bueno, finalmente me he decidido a publicar la entrada dedicada a los pasajeros y la tripulación del Titanic. Primero estarán algunas historias sacadas de la exposición del Titanic, después, habrá una lista de los 2207 pasajeros.
Los supervivientes fueron rescatados de los botes salvavidas por el RMS Carpathia.

De los 711 pasajeros y la tripulación rescatada, uno, William F. Hoyt, pasajero de primera clase y hombre de negocios (foto de la derecha), murió en un bote salvavidas durante la noche, y otros cinco murieron a bordo del Carpathia y fueron enterrados en el mar. Varios barcos navegaron a la zona del desastre donde se hallaban las víctimas para recuperar los cuerpos. Los números 324 y 325 no fueron usados, y los seis pasajeros enterrados en la mar por el Carpathia tampoco fueron numerados. Los tres cuerpos recuperados por el RMS Oceanic, números 331, 332 y 333, fueron los ocupantes de un plegable, que se inundó en los últimos momentos del hundimiento. Varias personas lograron llegar al barco, aunque algunos murieron durante la noche. Cuando el Quinto Oficial Harold Lowe rescató a los supervivientes de un plegable, dejó tres cuerpos: Thomas Beattie, un pasajero de primera clase, y dos miembros de la tripulación, un bombero y un marinero. El plegable, con los tres cadáveres todavía dentro, fue descubierto a más de 200 millas del sitio del hundimiento aproximadamente un mes más tarde.

Tras la recuperación de los 160 cadáveres identificados y no identificados de las víctimas del naufragio se llevaron de vuelta a Halifax, Nueva Escocia, para ser enterrados. 129 fueron llevados al cementerio no confesional Fairview Lawn; 29 fueron enterrados en el cementerio católico romano Mount Olivet y diez fueron llevados al cementerio de los judíos Barón de Hirsch. Los cuerpos de las restantes víctimas que fueron recuperadas se entregaron a los miembros de la familia o fueron enterrados en el mar.

PERSONAJES E HISTORIAS DEL TITANIC



Una de las familias más adineradas que viajaba a bordo del Titanic era la familia Widener. Esta rica familia regresaba a Philadelphia después de haber viajado hasta París con el único fin de comprar la tela para la confección del traje de novia de su hija, que esperaba casarse en el mes de julio, pero que no viajaba con ellos. (Eleonor en la foto de abajo).

Una vez se produjo el choque y cuando todos se disponían a subir a los botes salvavidas en la cubierta B, el oficial sólo permitió subir al bote a la señora Eleonor Widener, mientras que a su esposo, su hijo de 19 años y a su mayordomo no se les dejó subir. Este bote fue arriado con sólo 28 personas cuando estaba preparado para 72.
Tres semanas más tarde, un barco que la compañía White Star Line envió a la zona del naufragio para recuperar los cuerpos que aún estaban flotando, encontró el cadáver de Edwin Keepin, mayordomo de la familia Widener. En un primer momento se pensó que era el cuerpo de George Widener, pero cuando revisaron sus datos se comprobó que era el mayordomo. En el cuerpo de Keepin se encontró un extraordinario medallón de oro y brillantes, así como cientos de dólares en los bolsillos de su abrigo y ropa.


Cuando el Titanic estaba a punto de hundirse, Gerda y su marido Edgar Lindell, junto al pasajero Carl Olor Jansson, (foto de la derecha)

que se encontraban en la cubierta, se lanzaron al agua y nadaron hasta el bote salvavidas desplegable A, precisamente el último en ser arriado al mar. Este bote se encontraba casi lleno de agua y con aproximadamente 45 personas. El pasajero Oloff y el marido de Gerda, Edgard, consiguieron subirse al bote salvavidas, pero Gerda, ya sin fuerzas y al límite de morir congelada, no pudo subir, a pesar de que su marido le estuvo agarrando constantemente e intentando subirla a bordo del bote. Él finalmente cayó desvanecido en el interior del bote y fue otro pasajero, August Wennerstorm, (foto de abajo)



quien sujetó e intentó subirla pero cuando se dio cuenta que había muerto congelada con su mano agarrada a él (casi como la imagen de Leonardo Dicaprio en la película Titanic). Después de varios minutos Wennerstorm no tuvo más fuerza y soltó la mano de Gerda. Abajo, el matrimonio Lindell.


Al soltarla, Wennerstorm cayó también desvanecido en el bote. Sin embargo, en algún momento, mientras sostenía su mano, el anillo de Gerda se deslizó de su dedo y cayó al fondo del bote.
Casi un mes después de la tragedia, el buque Oceanic encontró a la deriva, a más de 300 kilómetros de la tragedia, el bote desplegable A y al vaciarlo de agua apareció en el fondo del bote el anillo.


Alfred Nourney era un joven alemán, procedente de Colonia, que durante su estancia a bordo del Titanic no paró de contar que se dirigía a América para cumplir uno de sus sueños, que era ver a los indios. Esto es lo que contaba, pero la realidad es que sus padres lo enviaban a Nueva York porque había dejado embarazada a una de las empleadas de la casa y querían alejarlo de Colonia durante una temporada. (fotografía de abajo)

Uno de los pasajeros de primera clase era Erik Lind. Nació en Suecia y se convirtió en un afamado y poderoso hombre de negocios cuando de muy joven emigró a Nueva York, donde consiguió amasar una gran fortuna. No obstante, regresó a Suecia para invertir todo su dinero en un una gran empresa que fracasó estrepitosamente, así que decidió regresar a Nueva York a repetir fortuna.
Pero debido a las grandes deudas que tenía en Suecia y para no alertar a sus muchos acreedores, cambió su apellido por el de Lingrey y, con este falso apellido, compró un billete de primera clase del Titanic, en el que se gastó sus últimos dólares.
Al producirse la tragedia, Erik Lind, junto a otros dos pasajeros de primera clase, se lanzaron al agua. Nadaron hasta conseguir llegar cerca de uno de los botes salvavidas pero Lind no tuvo fuerzas y finalmente despareció engullido por las gélidas aguas.

Henrik Kviller era un ingeniero escandinavo de 31 años que viajaba con una beca a Estados Unidos para estudiar las construcciones de acero y que pretendía casarse con su novia nada más regresar de América. Desafortunadamente, Kvillner murió en el Titanic, siendo su cuerpo recuperado varios días después. Sus pertenencias fueron enviadas a su familia.

Uno de los matrimonios más conocidos que viajaban en 1ª clase era el matrimonio Strauss. Isidor era el fundador de los grandes almacenes Macy´s en Nueva York, pero este era un viaje de placer que había realizado por Europa, por lo que Ida le acompañaba. Después de la colisión, subieron a la cubierta de botes, donde Ida rechazó subirse a bordo del bote salvavidas número 8, declarando que habían estado viviendo juntos durante muchos años y por ello "donde tú vayas, allí iré yo". Se dirigieron entonces hacía la cubierta de proa, donde, abrazados, aguantaron hasta que el agua les devoró.

Uno de los pocos pasajeros españoles que viajaban en el Titanic era el joven matrimonio Peñasco, pasajeros de primera clase en su luna de miel.

Víctor y Josefina llevaban más de un año de luna de miel cuando, estando en París, decidieron comprar billetes en el Titanic para poder conocer América, pero como la madre de Víctor tenía miedo a los barcos, decidieron dejar a su mayordomo en París y que éste fuera enviando unas postales de la capital parisina que ellos previamente habían escrito con las fechas futuras. De esta forma, mientras ellos se encontraban en el Titanic rumbo a Nueva York, la madre de Víctor les creía a salvo en París.
Al producirse la colisión, el joven matrimonio subió corriendo a la cubierta de botes, donde solamente Josefina pudo subirse al bote salvavidas número 8, junto a su doncella de compañía y otros personajes ilustres, como Molly Brown o la condesa de Rhodes. Víctor permaneció en el buque y murió en las gélidas aguas del atlántico.

Jacob era minero, pero tal vez cansado de esa dura vida, tomó la decisión de coger todos los ahorros que tenía y juntarlos con los pocos objetos de valor que poseía para embarcarse en el Titanic con el fin de comprar una pequeña granja en cualquier población americana y así comenzar una nueva vida. Pero no pudo ser. Jacob, como muchísimos de sus compañeros en aquellos camarotes de tercera clase, dejó su vida en esta tragedia.

La familia Kink, formada por Anton, su mujer Luise y su hija de 4 años, también llamada Luise, viajaba desde Zurich. Eran pasajeros de 3ª clase y, al llegar a la cubierta de botes, sólo a la madre y la pequeña Luise se les permitió subir a bordo del bote número 2. A Anton no se le permitió subir y los marineros hicieron una cadena humana alrededor de bote mientras este comenzaba a ser arriado. Pero Anton aprovechó un descuido y se escabulló entre los marineros, saltando al bote y aterrizando en él cuando éste ya había comenzado su descenso. De esta forma se convirtieron en una de las pocas familias de 3ª clase en sobrevivir al completo.

Si hay un personaje femenino conocido dentro de la historia del Titanic, esa es sin lugar a dudas Molly Brown. Procedente de Denver, Colorado, era una excéntrica pasajera de 1ª clase. Su papel durante las tareas de rescate, animando a las mujeres a remar e intentando que los botes más vacíos volvieran a rescatar a más pasajeros, le valió una justa valoración. Cuando llegó a Nueva York, encargó hacer unas medallas en honor a la tripulación del Carpathia, cada una con el nombre personalizado. La historia bautizó a esta mujer como la insumergible Molly Brown, llegándose a realizar infinidad de musicales, películas y libros sobre su figura.

Carl Asplund viajaba junto a su mujer y cinco hijos en los camarotes de tercera clase situados en la popa del buque. Cuando el buque colisionó contra el iceberg, la familia entera consiguió llegar hasta la cubierta de botes pero eran incapaces de separarse. Años después Selma, su mujer, declaró que habían decidido quedarse todos juntos y morir abrazados aquella noche, pero en un instante, al estar cerca de un bote que estaba siendo arriado, un tripulante agarró a su hija menor, Lillian, y la lanzó al bote. Segundos después hizo lo mismo con otro de los hijos, Félix. Entonces otro tripulante desde el bote gritó: “¡Bajad a la madre también al bote!”.


Antes de que Selma tuviera tiempo para reaccionar, los tripulantes la habían cogido de pies y manos y le lanzaron al bote, desde donde alzó la vista para ver a su marido y sus otros tres hijos correr hacía la otra cubierta del buque. Sería la última vez que los viera.
El cuerpo de Carl Asplund fue recuperado y entregado a su familia, así como varios objetos. Todos ellos fueron entregados a su hija Lillian, que fue una de las últimas supervivientes en morir, en la primavera de 2006.

William Murdoch fue, sin lugar a dudas, uno de los personajes más importantes en la historia del Titanic, tanto por el cargo que ocupaba a bordo como por su heroico comportamiento personal y profesional.

Murdoch era el primer oficial del Titanic y fue la persona que se encontraba al mando del buque cuando éste colisionó con el iceberg. Él tuvo que decidir, en décimas de segundo, qué maniobra tomar y decidió, como primera orden después de chocar, cerrar inmediatamente las puertas estancas.
El papel de este oficial también fue ejemplar durante las maniobras de evacuación de los pasajeros. Era el responsable de los botes salvavidas en la cubierta de estribor y ordenó llenarlos completamente, aunque fuese con hombres. En la cubierta de babor, por el contrario, el oficial responsable no permitió que ningún hombre embarcase en los botes salvavidas y estos se arriaron sólo con mujeres y niños, llevando en su interior solamente a la mitad de personas que podían haberse salvado. Algunos botes solo llevaban catorce o quince personas cuando su capacidad total era de 72. Debido a ello, más del 80% de los hombres que se salvaron en el Titanic le debieron su vida a Murdoch.
Por último conviene destacar de este excelente oficial que, cuando ya el barco estaba a punto de desaparecer bajo las heladas aguas, cuando el agua le cubría la mitad de su cuerpo, consiguió, en un esfuerzo sobrehumano, cortar, con su navaja, los cabos que impedían arriar el último bote salvavidas, el desplegable A. Gracias a este último esfuerzo del oficial Murdoch, doce personas pudieron salvarse en ese bote, aunque a él ya no le quedaron fuerzas para subirse y murió congelado en la mar, agarrado al bote salvavidas que había conseguido salvar con el esfuerzo que le costó la vida.


La crónica de Harold Bride, telegrafista del Titanic


Me incorporé al Titanic en Belfast. Nací en Nunhead, Londres, hace veintidós años, y el pasado mes de julio pasé a formar parte del personal de radio. Antes había trabajado en el Haverford y en el Lusitania, después me pasaron al Titanic, en Belfast. No tenía mucho que hacer en el Titanic, salvo relevar a Phillips, el operador principal, desde la media noche hasta algún momento de la mañana, cuando se despertaba.
Estaba de pie al lado de Phillips, diciéndole que se fuera a dormir, cuando el capitán se asomó en la cabina: “Chocamos contra un iceberg –-dijo el capitán–. Ya mandé hacer una inspección para saber qué pasó. Prepárense para pedir ayuda, pero esperen a que yo les avise.” El capitán se fue y regresó unos diez minutos después. Afuera se escuchaba un gran alboroto, pero nada que indicara problemas. El aparato sin cables funcionaba a la perfección. “Pidan ayuda”, ordenó el capitán, asomándose apenas por la puerta. “¿Qué mensaje mando?”, preguntó Phillips. “La llamada internacional reglamentaria de socorro, nada más”, respondió el capitán, y se fue. Phillips comenzó a digitar CQD. Lo hacía con rapidez y bromeábamos mientras lo hacía.
El humor de la situación me incitó e hice un comentario que nos hizo reír a todos, incluido el capitán. “Manda un sos –sugerí–, es la nueva llamada y podría ser tu última ocasión de mandarla.” Phillips, riendo, cambió la señal a sos. El capitán nos dijo que el golpe había sido en la parte central del barco, hacia la popa. Tardaron diez minutos, me dijo Phillips, en darse cuenta de la presencia del iceberg, pero la leve sacudida fue la única señal del impacto. Creíamos estar a una buena distancia. En los minutos siguientes bromeamos mucho.
El capitán ya se había ido y Phillips me dijo que fuera a decirle que el Carpathia había respondido. Lo hice, atravesé entre una multitud de personas para llegar a su cabina. En las cubiertas había una gran confusión de hombres y mujeres. Al regresar, escuché que Phillips daba más indicaciones al Carpathia. Me dijo que me vistiera, se me había olvidado que no estaba vestido.
Llegaba música desde la popa, la banda del barco tocaba una pieza de ragtime,Autumn. Phillips corrió hacia la popa y fue la última vez que lo vi vivo. Fui hacia donde había visto el bote plegable en la cubierta del barco y, para mi sorpresa, ahí estaba todavía, y unos hombres trataban de echarlo al mar.
Cuando me di cuenta, estaba en el bote. Sí, estaba en el bote pero debajo porque se había volcado. Recuerdo que me di cuenta de que estaba empapado y necesitaba respirar, fuera lo que fuera, porque estaba debajo del agua. Supe que tenía que luchar y lo hice. ¿Cómo salí de abajo del bote? No lo sé, pero por fin pude aspirar una bocanada de aire. Había hombres a mi alrededor, cientos de hombres. El mar estaba lleno de ellos, todos con sus chalecos salvavidas.


Abajo, a la izquierda, Phillips, a la derecha, Harold Bride.




Pensé que tenía que alejarme del buque. Era un espectáculo extraordinario. Arrojaba humo y chispas por las chimeneas. Debió producirse una explosión, pero no la escuché. Sólo se veía un gran chorro de chispas. El buque empinaba lentamente la nariz, como un pato al sumergirse. Mi único pensamiento era alejarme de la succión. La banda seguía tocando, imagino que todos los músicos se ahogaron. Son unos héroes. Seguían tocando Autumn. Entonces me puse a nadar con todas mis fuerzas. Creo que debí estar a unos cuarenta y cinco metros de distancia cuando el Titanic, de nariz, con la popa casi vertical, comenzó a hundirse lentamente. Cuando por fin las olas cubrieron su timón no se sintió la succión. Debió seguir hundiéndose suavemente.
Por fin llegó el Carpathia y subieron a la gente con una escalera de soga. Nuestro bote se aproximó y nos sacaron a todos, uno por uno. Había un hombre muerto. Lo pasé y llegué a la escalera, aunque me dolían terriblemente los pies. El muerto era Phillips. Murió de frío en la balsa. Dio todo de sí antes del naufragio. Se quedó en su lugar hasta que pasó la crisis y luego se desplomó.
Amanecía. Creo que me quedé en la enfermería casi hasta la noche, cuando me dijeron que el equipo sin cables del Carpathia estaba funcionando “raro” y me pidieron que les echara una mano. Después de eso no volví a salir de la sala de radio, de modo que no sé qué les pasó a los demás pasajeros.



Estadísticas


Estas son las estadísticas del total de pasajeros a bordo del buque, y total de pasajeros que perecieron y se salvaron, de acuerdo al total de pasajeros de la lista y al libro de Judith Geller, Titanic: Women and Children First. Los datos son estimaciones cercanas.

Pasajeros totales
1ª Clase 2ª Clase 3ª Clase
Hombres 176 -- --
Mujeres 143 92 178
Niños 7 25 83
Total 326 -- --
Supervivientes
1ª Clase 2ª Clase 3ª Clase
Hombres 58 (33%) -- --
Mujeres 139 (97%) 80 (87%) 91 (51%)
Niños 6 (86%) 25 (100%) 30 (36%)
Total 203 (62%) -- --
Muertos
Sólo murieron 4 mujeres y un niño de primera clase: Edith Evans, Anne Isham, Ida Strauss, Bess Allison y su hija, Loraine.
1ª Clase 2ª Clase 3ª Clase
Hombres 118 (67%) -- --
Mujeres 4 (3%) 12 (13%) 87 (49%)
Niños 1 (14%) 0 (0%) 53 (64%)
Total 123 (38%) 12 140




Número de muertos que perecieron en el agua: cerca de 1500 personas.

El siguiente índice indica el número de los cuerpos que cada buque recuperó.
• MB - CS Mackay-Bennett (cuerpos 1-306)
• M - CS Minia (cuerpos 307-323)
• MM - CGS Montmagny (cuerpos 326-329)
• A - SS Algerine (cuerpos 330)
• O - RMS Oceanic (cuerpos 331-333)
• I - SS Ilford (cuerpo 334)
• OT - SS Ottowa (cuerpo 335)
Para una lista de pasajeros, recomiendo pinchar AQUÍ.

Series: una terminada, Roma, y una que no, Ladrón de guante blanco

A pesar de que he visto muchas series en este verano, de momento sólo os recomiendo dos que pondré juntas para no seguir haciendoos esperar con novedades. Una sólo tiene dos temporadas que se ven en un abrir y cerar de ojos, y es Roma; la otra, tiene grabadas varias temporadas pero aún no ha terminado, se trata de Ladrón de guante blanco o en inglés, White collar.


ROMA es una serie que me recomendó mi amigo Hernán y fue eso mismo por lo que me propuse verla.
En su presentación de la serie la página web de la HBO proporcionaba la siguiente introducción a la historia:
"Medio siglo antes del nacimiento del cristianismo, Roma se ha convertido en la ciudad más poderosa del mundo, una metrópolis cosmopolita con un millón de personas y epicentro de un Imperio en extensión. Fundada sobre los principios del poder compartido y la feroz competencia personal, la República fue creada para impedir a cualquier hombre conseguir un poder absoluto. Es una sociedad donde los soldados pueden ascender por encima de los plebeyos para convertirse en héroes y aún en líderes de la República. Pero cuando la clase dirigente se hizo extravagante y rica, las instituciones se desmoronaron desgastadas por la corrupción y el exceso, y los viejos valores de disciplina espartana y unidad social cedieron ante un gran abismo entre clases."
Retratando las vidas y hechos de los ricos, los poderosos y hombres históricamente más significativos, la serie también se acerca a las vidas, fortunas, familias y conocidos de dos hombres comunes: Lucio Voreno y Tito Pullo, dos legionarios romanos que son mencionados históricamente por Julio César en los Commentarii de Bello Gallico.


«Había en esta legión dos centuriones muy valerosos, Tito Pulón y Lucio Voreno, a punto de ser promovidos al primer grado. Andaban éstos en continuas competencias sobre quién debía ser preferido, y cada año, con la mayor emulación, se disputaban la precedencia. Pulón, uno de los dos, en el mayor ardor del combate al borde de las trincheras: « ¿En qué piensas, dice, oh Voreno?, ¿o a cuándo aguardas a mostrar tu valentía? Este día decidirá nuestras competencias. » En diciendo esto, salta las barreras y embiste al enemigo por la parte más fuerte. No se queda atrás Voreno, sino que temiendo la censura de todos, síguele a corta distancia. Dispara Pulón contra los enemigos su lanza, y pasa de parte a parte a uno que se adelantó de los enemigos; el cual herido y muerto, es amparado con los escudos de los suyos, y todos revuelven contra Pulón cerrándole el paso. Atraviésanle la rodela, y queda clavado el estoque en el tahalí. Esta desgracia le paró de suerte la vaina que, por mucho que forcejaba, no podía sacar la espada, y en esta maniobra le cercan los enemigos. Acude a su defensa el competidor Voreno, y socórrele en el peligro, punto vuelve contra este otro el escuadrón sus tiros, dando a Pulfion por muerto de la estocada. Aquí Voreno, espada en mano, arrójase a ellos, bátese cuerpo a cuerpo, y matando a uno, hace retroceder a los demás. Yendo tras ellos con demasiado coraje, resbala cuesta abajo, y da consigo en tierra. Pulón que lo vio rodeado de enemigos, corre a librarle, y al fin ambos, sanos y salvos, después de haber muerto a muchos, se restituyen a los reales cubiertos de gloría. Así la fortuna en la emulación y en la contienda guío a entrambos, defendiendo el un émulo la vida del otro, sin que pudiera decirse cuál de los dos mereciese en el valor la primacía.»


César, Augusto y Marco Antonio son los hombres sobre los que se desarrollan los acontecimientos de las dos temporadas. Otros personajes de gran importancia en la trama son las mujeres. Atia de los Julio, interpretada por Polly Walker, es un personaje basado ligeramente en la figura histórica de Atia Balba Cesonia. Atia es una patricia manipuladora que al estallar el conflicto entre Julio César y Pompeyo el Grande no le importa quién gane con tal de que ella esté en el bando vencedor. Así, tan pronto ofrece a su hija Octavia como esposa a Pompeyo, como anima a su hijo Octavio a cultivar la amistad con su tío César. Por otro lado, tiene una gran rivalidad con el personaje de Servilia, basada en Servilia Cepionis, madre de Bruto. En la serie es enemiga acérrima de Atia, excepto en público.
Lucio Voreno es interpretado por Kevin McKidd (que hace de pareja de Christina en Anatomía de Grey), basado, como hemos indicado arriba, en el personaje del mismo nombre que Julio César nombra en su libro De Bello Gallico (Comentarios sobre la Guerra de las Galias) en el que dice era centurión y rivalizaba con Tito Pullo, también centurión. En la serie, es un centurión de la 13ª legión romana, compañero inseparable de Tito Pullo y casado con Niobe. Sus acciones en la serie son esenciales para el desarrollo de los acontecimientos históricos.


Tito Pullo es interpretado por Ray Stevenson y está también basado en el personaje del mismo nombre que Julio César nombra en De Bello Gallico. En la serie es un soldado de la 13ª legión romana, fiel amigo de Voreno. Personaje violento y oscuro, a lo largo de la serie encuentra su camino.



Por lo que recomiendo la serie es que es la que mejor ha escenificado cómo era la vida realmente en Roma en aquella época, los decorados son impresionantes y si os gusta la arquitectura o la arqueología, vais a estar todo el rato con la boca abierta, pero todo ello sin dejar de tener suspense, emoción y aventuras, sobre todo para los no muy puestos en Historia.

Ladrón de guante blanco o White collar



Al principio cuando comencé a verla me dije "otra serie más de alguien (escritor, forense, etc.) ayudando al FBI con chico mono de protagonista". Pues no, es mucho más, lo que pasa es que hay que darle la oportunidad, como a Fringe y ya que la han estrenado en Cuatro, pues ahí voy con mi reseña.
Neal Caffrey, un estafador, falsificador y ladrón, es capturado después de una persecución de tres años con el FBI. Con tres años cumplidos en la prisión, se escapa de una prisión federal de máxima seguridad para encontrar a Kate, su ex-novia. Peter Burke, el agente del FBI que inicialmente capturó a Caffrey, lo encuentra en un callejón sin salida en su búsqueda y vuelve a la cárcel con él. Esta vez, sin embargo, Burke debe tener una reunión con Caffrey. En esta reunión, Caffrey propone un trato: le ayudará a atrapar a los criminales como parte de un programa de trabajo de liberación, o lo que es lo mismo, hacerlo en la calle con una tobillera localizadora en todo momento. Burke está de acuerdo y después de la captura exitosa de varios delincuentes de guante blanco, Caffrey parece que le ha demostrado a Burke que no tratará de escapar de nuevo.
Lo mejor, sin duda, la trama que se desarrolla a lo largo de todas las temporadas, no los casos concretos de cada episodio, y sobre todo, sobre todo, la relación entre Burke y Caffrey... ¿sigue siendo ladrón? ¿se ha reformado? ¿o no? ¿o parece que sí? ¿y por qué otra vez parece que no? Es como el juego del gato y el ratón.
Matthew Bomer da vida al guapísimo y encantador ladrón.

mientras que Tim DeKay hace de agente del FBI.

y para los que ya tenemos unos añitos, deciros que la que hace de esposa de nuestro agente es nada más y nada menos que Tiffani Thiessen (antes con un Amber entre medias) y que algunos recordarán por Salvados por la campana o Sensación de Vivir, mucho más guapa para mí con los años.

Por último, no hay que olvidarse del genial Mozzie, otro estafador e íntimo confidente de Neil, una persona habilidosa en muchos aspectos (por ejemplo tiene memoria fotográfica). Está interpretado por Willie Garson.


Además, los seguidores estamos de enhorabuena, porque USA Network confirma que renueva 'Ladrón de guante blanco' por una cuarta temporada, y es que la tercera se quedó con un final que le hace a una comerse las uñas.

Series: Fringe e Hijos de la anarquía (Sons of Anarchy)

Bueno, bueno, ya está aquí septiembre y si algo tiene de bueno es que vuelven nuestras queridas series que en verano se habían quedado en el limbo.
Para empezar, ya tenemos aquí el poster (que ha recibido varias críticas por haberse dedicado a unir a los protagonistas con photoshop, pero sabemos que realizarán nuevas fotos promocionales) y el trailer de la cuarta y esperadísima temporada de FRINGE, donde sabremos qué ha pasado con Peter Bishop, ¿recordáis cómo terminó la anterior? El próximo 23 de Septiembre aterrizará en Fox y el 27 en Canal Plus.

Sabemos también que si bien el primer episodio iba a llamarse “A Sort of Homecoming”, ahora se llamará “Neither Here Nor There” que podría traducirse como “Ni aquí ni allá”.
También conocemos una nueva incorporación al reparto, la actriz de Michelle Krusiec, aunque no se ha desvelado qué papel interpretará.


No me digáis que no os deja con los pelos de punta... no quiero desvelar nada más por si todavía alguien no ha llegado a esta temporada, pero creedme, no os la perdais.
De HIJOS DE LA ANARQUÍA, o SONS OF ANARCHY, deciros que la fecha definitiva del estreno es el 6 de septiembre en FX, o sea, que ya está aquí. Como ya os puse las nuevas incorporaciones y un adelanto, sólo me dedico a colgaros el nuevo video promocional de esta cuarta temporada ya con Danny Trejo, que como dijimos, se incorpora a la serie (sí, sigo pensando que deberían haber dejado a Charlie Hunnam con el pelo largo).
Aquí os pongo una foto del protagonista en la premiere de la cuarta temporada y lanzamiento de la tercera en dvd.

Y un video más para abrir boca de aquí al martes.